Les pécheurs de perles. Foto: @E. Moreno Esquibel.

Joseba Lopezortega /

En nuestra charla de valoración de la finalizada temporada de ABAO Bilbao Opera del programa de Klassikbidea Radio emitido el 8 de junio, Nora Franco Madariaga y yo consensuamos diez hitos, diez referencias que creemos especialmente importantes para valorar lo que ha sido una temporada francamente notable.

Es posible que hayamos olvidado algo especialmente reseñable, pero creemos firmemente que son todos los que están y que este recorrido, no exhaustivo, facilitará a los lectores y lectoras recordar muchos buenos momentos vividos en los cinco títulos. El orden que sigue no implica un ranking, las cosas surgieron en este orden en el curso de la conversación.

1 – El buen trabajo de la BOS, Sinfónica de Bilbao. Una temporada más, la orquesta ha demostrado su amplia experiencia en el foso, aportando gran profesionalidad. Ha trabajado con maestros desiguales, luciendo con Ciampa en todo su esplendor.

2 – El buen trabajo de la OSE, Sinfónica de Euskadi, sobre todo a las órdenes de Frizza en I Lombardi alla prima crociata. Cada vez mejor la OSE en el foso.

3 – Las 1000 representaciones alcanzadas por la ABAO, coincidentes con la representación de Fidelio. Enorme el trabajo de la Asociación y venturosa la ciudad que la acoge.

4 – Las sustituciones. No son plato de gusto, pero si se producen se pueden gestionar bien o mal. ABAO, este año, ha evidenciado que las gestiona magistralmente. Por este conducto apresurado se ha podido disfrutar y mucho de Silvia Dalla Benetta en Semiramide -luego volveremos a citarla- y de Lucas Meachem en Los pescadores de perlas.

5 – Precisamente Los pescadores de perlas ha sido el título más redondo de la temporada, y vocalmente deja una muesca en la memoria de la afición. Gran tono general y momentos absolutamente memorables.

6 – El proyecto ciclópeo Tutto Verdi se precipita a su conclusión. Contra viento y marea, ABAO ha perseverado en este reto logrando buenos resultados en óperas harto infrecuentes. La conclusión con Jerusalem en la próxima temporada es a la vez un gran logro y una gran liberación. En conjunto, enhorabuena a ABAO por salir airosa de este empeño.*

  • *Un lector nos corrige, Tutto Verdi concluirá con el título Alzira en la temporada 2020-2021.

7 – Riccardo Frizza y Francesco Ivan Ciampa ha sido los maestros destacados de la temporada. Impecable trabajo de ambos como concertadores, llevando a la OSE y a la BOS, respectivamente, a sus cotas mas altas de la temporada operística.

8 – La eficacia de las escenas. Vale, no nos pondremos de acuerdo nunca en la valoración de los trajes blancos del acto IV de La bohème, o en algunos otros detalles aislados, pero incluso en las producciones más comprometidas se han evitado astracanadas pretenciosas y se ha apostado con inteligencia por la eficacia y cierta valiosa sobriedad. Muy bien en conjunto.

9 – Ha sido una temporada de grandes dúos. Dalla Benetta y Barcellona, fenomenales en Semiramide. Gran vuelo, con Barcellona sobresaliente en el difícil y ambiguo papel de Arsace. Muy bien ambas en sus papeles también como actrices.

10 – Qué decir de Javier Camarena y Lucas Meachem. Au fond du temple saint quedará grabado a fuego en la memoria de la afición, pero todo su desempeño fue de altísimo nivel a lo largo de toda la obra. Meachem, quizá, el descubrimiento de la temporada.